Los libros que nunca leeré.

“La cultura de leer está tan arraigada en nuestro pueblo que no se traen libros buenos aquí, porque se tiene miedo que todos se terminen matando por ellos…”

Con esa frase un amigo trataba de apaciguarme durante uno de mis habituales plagueos, a causa de la dificultad para conseguir libros relacionados con el Heavy Metal y sus derivados. El libro en discordia esta vez era “Eligiendo la Muerte: La Improbable Historia del Death Metal & Grindcore“, del periodista y crítico musical Albert Mudrian, que a comienzos de este 2011 fue traducido al castellano y editado por el equipo de Jedbangers, un portal argentino dedicado al metal.

Este libro es el que quiero.

El libro relata el inicio de dos de los estilos más viscerales del metal mundial, incluyendo entrevistas e imágenes invaluables de personas como Michael Ammot (Carcass, Arch Enemy); Barney Greenway (Napalm Death, Extreme Noise Terror, Benediction); David Vincent (Morbid Angel, Genitorturers, Terrorizer) y otros monstruos más del mismo sub-mundo.

Pero este no es el único libro que quiero, hay una buena cantidad de publicaciones de las que sólo sabré a través de la red, puesto que el llegar a tenerlas algún día entre mis garras es algo que roza lo imposible. Para darles un ejemplo de lo que me estoy perdiendo, gracias a la invaluable cultura de lectores paraguayos (nótese el sarcasmo con que escribo esto) de la que formo parte, les dejo una pequeña lista de libros en castellano que tratan sobre el Heavy Metal y que difícilmente se consiguen por acá.

Espíritus Rebeldes.

Desde la puta madre patria, y de la pluma de Fernando Galicia Poblet, tenemos a “Espíritus Rebeldes: El Heavy Metal en España”; un profundo análisis de la incursión del Metal en este país. Desde sus raíces como Ñu, pasando por la época de gloria con Barón Rojo y Obús hasta la actualidad de Warcry y Avalanch; este libro es una muestra de lo que los españoles tienen, además está profusamente ilustrado (según leí) con imágenes que abarcan casi toda la historia del rock y el metal españolísimo.

Hace cuestión de un mes y algo salió también al mercado “I am Ozzy: Confieso que he bebido”; las atrofiadas memorias de Ozzy Osbourne, ayudado por el periodista Chris Ayres para ordenar los recuerdos que gotean de su cerebro, al que el define como “esa masa gelatinosa” que quedó luego de tantas drogas y excesos.

I am Ozzy: sus “memorias”.

“Mi padre siempre pensó que yo haría algo grande: ‘Tengo una corazonada, John Osbourne’, me decía después de unas cervezas, ‘o acabas haciendo algo muy especial o acabas en la cárcel’. Y llevaba razón el viejo: antes de cumplir los 18 ya estaba en la cárcel”

Con una frase como esta para comenzar un libro, puedo estar seguro que vale la pena conseguirlo de una manera u otra; adentrarse en la cabeza de uno de los pilares del Heavy Metal ha de ser una experiencia que vale cualquier sacrificio.

El Sonido de la Bestia.

Otro libro de mucho interés, a pesar de las críticas que recibió es “El Sonido de la Bestia”; escrito por Ian Christe. El autor recibió críticas no muy favorables que lo tachaban de “parcialista” en su interpretación de la historia, debido a su excesivo fanatismo por los thrashers Metallica, presentándoles como la esperanza del Heavy Metal y la banda perfecta (?).

Pasiones aparte, es un buen libro por los datos y fechas que tira, que fueron recolectados por el autor durante una buena cantidad de años. El hecho de que lo acusen de parcialista no demerita el trabajo que hizo ni la veracidad de los datos que aporta.

Diccionario del Heavy Latino.

Por último queda el “Diccionario de Heavy Metal Latino”; una obra en colaboración de la Fundación Autor y Zona de Obras que presenta información de la práctica totalidad de los grupos de heavy metal tanto de España como de Latino América (estará Paraguay?), además de una multitud de entradas con la información justa, concisa, y sin relleno (según la crítica que leí).

Estas son algunas obras en castellano que tratan sobre el Metal, pero las que quedan aun en idioma inglés son impresionantes, como lo es el caso de “Running with the Devil” de Robert Walser (el mismo libro que sostiene Sam Dunn al inicio del documental “A Headbanger’s Journey”) y “Death Metal Music: The Passion and Politics of a Subculture” de Natalie J. Purcel, que según la crítica es uno de los estudios más serios sobre el Death Metal estadounidense llevado a cabo por una fanática del estilo.

El libro de Albert Mudrian que quiero se consigue incluso en kioscos allá en Argentina, mientras que en mi país tengo que pedirlo a una tienda, entregar una seña, esperar un tiempo innecesario y pagar un precio más que irracional por él. Y prueba de eso es que cuando pedí las memorias de Ozzy a una conocida tienda musical, me dijeron que no podían conseguir la obra. Ni siquiera intentaron, y eso que yo no era el único que la quería! Donde está la actitud de negociante de esta gente?  Esa es una de las grandes desventajas de que aún seamos una minoría en cuestión de gustos musicales.

Un conocido, a la sazón, decía estar dispuesto a pagar un precio ”más que irracional”; ya que al parecer no hay otra opción a menos que se lo pida a un amigo de Buenos Aires que lo consiga y lo envíe. Ese método me dio ciertas esperanzas y ya contacté con un buen amigo que prometió hacerme el aguante.

Ojalá salga todo bien y lo pueda leer dentro de poco, y también espero que las librerías se pongan las pilas y traigan mejores materiales de lectura, porque de seguir esto así voy a tener que retomar mis lecturas de Paulo Coelho y Stephenie Meyer :S

Anuncios

11 comentarios en “Los libros que nunca leeré.

  1. Tranquilo gordo, no todo está perdido en esta Terra Paraguayensis aunque es cierto que resulta frustrante que el pueblo no tenga la más palida idea de lo que lee y solo busca satisfacer su morbo con Crónica y Popular y masturbarse en soledad (lo escribo justo escuchando En Las Calles De Liniers).Ahora que me das buena data de los libros de metal, aprovechare que mi hermana está por ahi para pedirle algunos materiales literarios de ese estilo que tanto nos une en la cerveza, en los riffs y en el mosh.

    Me gusta

    • Rogelio, el pdf seguramente lo encontrás en Taringa.net…incluso las memorias de Ozzy también estaban en el mismo formato en esa comunidad, es cuestión de que las busques y descargues nomás…Gracias por el comentario! \m/ \m/

      Me gusta

  2. Hola, te escribo desde Perú. Acá ser headbager es también una lucha, pero creo que lo es en todo el mundo. He leído la mayor parte de libros que mencionas, pero deberías buscar las ediciones en inglés. En mi opinión el mejor libro sobre heavy metal que se haya escrito es Heavy Metal and its cultures de la socióloga Deena Weinstein, experta en teoría post moderna y profesora d ela universidad de DePaul en Chicago. El libro está escrito desde la perspectiva de la sociología cultural que es algo así como un cruce entre Sociología y Antropología. No existe edición castellana de dicho texto, pero es el análisis más lúcido al respecto. Sobre los otros libros que mencionas, pienso que el headbanger, sobre todo el que estudia en un nivel superior, debe leer y estudiar a profundidad los productos culturales más interesantes y prolíficos que se hayan hecho, por ejemplo, está bien que lea Lovecraft, pero no debe olvidar a Auster, Mc Carthy, Carver, etc. si quiere entender la narrativa estadounidense. Debe conocer sobre la historia de su propio país a través de los textos de los expertos más sesudos que hayan existido, en mi país serían Basadre, Flores Galindo, Manrique, etc. Frecuentar otras formas de arte, no necesariamente vinculadas con el terror o el satanismo, que no están más pero que puede ser empobrcedor si se toman como únicas fuentes de concocimiento. Yo adoro el metal, lo oigo todo el tiempo y no me resignaría a vivir sin él, sería capaz de tomar las armas por él, pero me encanta el buen cine, la buena música en general, los artistas de calidad de cualquier época. Estudié filosofía en la Universidad y planeo hacer un post grado en historia, y todo eso sin desmedro de mi identidad headbanger.

    Saludos

    Stay True!

    Me gusta

    • Saludos desde Paraguay y muchas gracias por el comentario! Es cierto, yo soy estudiante de la carrera de Periodismo en la Facultad de Filosofía de mi país y como estudiante superior se me exige una formación y conocimientos de toda índole. El problema acá es justamente el acceso a la información y materiales referidos exclusivamente al Heavy Metal y sus derivados, incluso si queremos ver a un grupo grande debemos viajar a Argentina para cumplir nuestro sueño, eso mismo pasa con los libros. Y el arte en general es hermoso, y me encanta…pero porque no escriba sobre él no significa que lo menoscabo ni nada parecido. El blog es un intento de analizar la idiosincrasia del Headbanger paraguayo con un toque de ironía y sarcasmo y estoy más que feliz de que personas como tu lleguen hasta él y dejen sus comentarios. Un abrazo de hermanos en el metal y Stay True también!

      Gracias por comentar \m/ \m/

      Me gusta

  3. Tampoco es que roce lo imposible tener estos libros viejo, es más, un amigo se compro hace 3 años “el sonido de la bestia” en Quijote… Y en cualquier librería (tengo entendido) podés hacer tus pedidos de libros asi como también comprar directo de internet!!

    Me gusta

  4. Hola.. Esta bien el post, pero si queres, vas a leer, hoy en día con internet podes conseguir lo que quieras. En los años ochenta y en los noventa, haciamos lo imposible para conseguir discos y libros y conseguiamos cosas interesantes. Te comento que Paraguay está en el diccionario.. Abrazos. –

    Me gusta

  5. Hola. Enhorabuena por el artículo. Desconocía la edición argentina de “Eligiendo muerte”, aunque sé que hay una que se hizo en México, de hecho tengo una copia. No desesperes por la escasez de libros que hay e tu país, Paraguay. Si un sitio como España ha despertado en ese sentido, no hay razón para pensar que Paraguay o cualquier otro país no lo haga también. Digo esto porque aquí, aparte de la prensa deportiva, no existe el menor arraigo por la lectura, y mucho menos por el rock, así que imagina lo que es unir esas dos cosas… del resto de libros que comentas, “El sonido de la bestia” es perfectamente recomendable y no creo que sea difícil de conseguir. Por cierto invito a todo el mundo a visitar mi blog, donde encontraréis algunos comentaros sobre libros y revistas de rock (bueno, y sobre discos, claro) que posiblemente os interesen:
    http://metal80.wordpress.com/
    Un saludo a todo el mundo

    Me gusta

  6. Pingback: Wicked Woman: El metal y su lado femenino | Terrorsound

Tu comentario importa!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s